Entradas

En uno de esos “fastidiosos” días en que estamos removidos por dentro, sin saber muy bien si fue por este o por aquél motivo, si es que el, mi pareja, no me atendió todo lo que a mí me hubiera gustado o que la cajera del super me miró mal al colocar el carrito delante de la caja …¡PROYECCIONES!. Entreguémonos a nuestro NIÑO/NIÑA INTERIOR, que en algún momento sintió, con sufrimiento, la falta de atención de un padre demasiado ocupado en su trabajo o la desesperación de una madre a punto de estallar porque todo en casa recaía sobre su espalda.

No estás solo

Párate en seco, estés lo que estés haciendo, para acariciar tu cara, mirarte al espejo y derramar alguna o muchas lágrimas, si es lo que tu alma te está pidiendo que hagas. En ese mismo momento descubrirás, con asombro, como cesan el rencor, la ira, la tristeza, reconoce el dolor y abrázalo, solo así podrás trascenderlo.

Hoy me encuentro cansada, pero aún así, siento que quiero seguir adelante en este JUEGO DE LA VIDA que no cesa,  de ser así significaría que he pasado a diferente plano. Hoy me encuentro cansada, respiro y suspiro profundamente… viene a mi memoria  la frase de una canción, de algún cantautor de cuyo nombre no consigo acordarme ahora…”hay días que uno siente, que nunca pasa nada..”.

Pues eso, que como ser humano impaciente que soy, como tú, que me lees en este momento, hay veces que me gustaría colocarme el disfraz de campanilla y frotarme la nariz como embrujada, hacer aparecer delante de mí justo lo que quiero que aparezca, saltándome  a caballo los ritmos naturales y la espera, y la escucha, y el silencio…¿Ves? yo también espero y desespero, soy terrenal, a veces, aunque 100×100 espiritual, me complico y me descomplico yo sola, me dejo sentir,  ¡que alivio! , sólo hacer visitas al pasado para que nuestro niño/a interior se sienta arropado, querido y mimado, y decirle en voz bajita, con dulzura y al oído: “pase lo que pase siempre voy a estar contigo, NO ESTAS SOLO, PAPÁ Y MAMÁ te quisieron, te quieren y te querrán, pero están exhaustos librando sus propias batallas existenciales, lidiando con sus propios miedos, reclamando, también ellos, a la generación anterior, un poco más de cariño y atención ¡Se tú, mi niño o niña el que caiga en la cuenta de todo esto, sé tú el primero de tu CLAN en romper la cadena de los resentimientos, las fatigas y los pesares, sé tú el que de un rumbo nuevo a la historia de tu familia!

Sin título

Como verás, mi querido amigo, este post no tiene título y mientras tecleo acabo de decidir que así se va a quedar, dejando a un lado la estructura lógica y el orden que cualquier escrito que se precie sería bueno que tuviese. Por una sencilla y poderosa razón: lo único y lo que más me importa es comunicarme contigo y compartir, a pecho descubierto, mis más profundos sentimientos, mis AVANCES EXISTENCIALES, es como pelar una cebolla, una capa más HACIA ADENTRO. Una vez más, te invito a que pruebes a sentarte delante de tu libreta o portátil y que asistas, tú mismo, al maravilloso ejercicio de descubrimiento personal que supone la PRÁCTICA DE LA EXPRESIÓN ESCRITA, desprovista de cualquier pretensión, simple y llanamente como una de las mejores MEDICINAS PARA EL ALMA.

Dejo el ALMA AL AIRE para expresar a través del cuerpo, para entrar en ese flujo abierto que se establece entre lo que pienso, lo que digo y lo que hago. Igual que sabemos que al abrir un grifo va a caer agua, (a menos que la hayan cortado), podemos también aprender  a decir “” y  abrir la llave de paso de nuestra CREATIVIDAD, LIBERAR la caja de pandora de nuestros sueños y deseos a través de  las palabras.

Ábrete a lo nuevo

¿Qué nos lo impide? A menudo nos censuramos, dejando escondidos verdaderos tesoros, verdaderas joyas de orfebrería que nos hacen ser únicos. Imagino el universo y la vida compuesta de seres vivos que van cambiando de apariencia una vez cumplida su misión. Lo veo como un tablero de dimensiones astronómicas con un perfecto orden y concierto. Ese tablero es como un puzzle que sólo estará completo cuando todo ser aporte su “trozo  del pastel”, su dosis de unicidad y singularidad, que hará que el tablero esté  terminado.

Así que sacúdete los miedos y aporta tu granito de arena, descubre tu PROPÓSITO. No vale la socorrida frase cobarde de: “pero  si de verdad que soy bastante corriente…lo único que hago medio bien es contar chistes, al menos cuándo lo hago la gente se ríe mucho…” ¡Te parece poco… nada más y nada menos que contribuir a que los demás a nuestro alrededor, puedan conectar con una de las emociones más maravillosas y gratificantes que traemos en nuestro equipaje  de serie al nacer . Algo que es innato en ti, tiene el poder de contribuir a cambiar el enfoque de otras personas…¡wowww! Maravilloso propósito… desarrolla las posibilidades, ábrete a lo nuevo, sal de lo que crees que es o debe ser , ¿quién te lo impide excepto tu?

Tírate de cabeza al mar de lo imprevisto, al mar de lo que pudiera ser contra todo pronóstico y cae en la cuenta que esos pronósticos no son más que MACROPROGRAMACIONES a nivel social – colectivo y MICROPROGRAMACIONES a nivel familiar-individual.

Te agradezco que hayas seguido la lectura de mi post terapéutico hasta el final, ¿te das cuenta de que has contribuido sin saberlo a mi bienestar? Este espacio de reflexiones y divagaciones  como vehículo para canalizar y analizar mi estado de ánimo, resulta que se ha convertido en  un nuevo post, y si hemos llegado hasta aquí los dos, quiere decir que vibramos en una energía afín. Espero que te sirva en tu propio descubrimiento.

?